La liturgia en el Congreso y la carabina de Ambrosio

Villahermosa. Amet Ramos Troconis y Agustín Silva asistieron a la Cámara de Diputados, uno a las cuatro de la tarde, otro a las siete de la noche, de acuerdo al orden y forma con que se realizan las ceremonias en función de una presunta rendición de cuentas con motivo del V Informe del Gobierno del Estado.

En dicha liturgia cívica, los titulares de la Secretaría de Planeación y Finanzas y el de Comunicaciones y Transportes, cuentan con 20 minutos para exponer un extracto de los mismos datos que ya han sido presentados por escrito y luego pasar a preguntas y respuestas, réplicas y contraréplicas.

Los servidores públicos, lo mismo diputados que secretarios, participan como verdaderos profesionales en este esquema exposición-preguntas-respuestas, de acuerdo al papel que previamente se les ha asignado o han adoptado.

Los integrantes de partidos afines procuran cuidar las formas; en tanto los opositores se esmeran por preparar alguna interrogante que más o menos pueda pasar ante los medios como un cuestionamiento, pero que el funcionario pueda responder.

No hay tiempo para precisar, cuestionar, profundizar, analizar, refutar, ir a fondo de ningún tema en particular, es la farsa democrática en una de sus expresiones más teatralizadas: llena de ‘forma’ y vacía de ‘contenido’.

Acciones y dichos vienen y van al mismo ritmo que las cifras donde los millones de pesos se mueven de un lado y otro, se destinan a un proyecto u otro, pero al fin y al cabo desaparecieron legal o ilegalmente, sin que los objetivos se hayan alcanzado del todo, pues como dice la sentencia económica clásica, los medios son escasos y las necesidades, muchas.

Y nunca alcanza. Menos cuando hay subejercicios, desvíos, deficiencias administrativas, o incapacidades personales que limitan el gasto eficiente, inteligente, que debiera ser la constante en la administración pública y no lo contrario, porque al fin de cuentas, los perjudicados somos todos.

Por si acaso a los tabasqueños no nos ha quedado claro por qué las Asociaciones Público Privadas no son una buena opción para realizar proyectos les proponemos que considere la respuesta del titular de SCT Tabasco al ser cuestionado por el sobre precio de la semaforización vía la APP de Movilidad Urbana:

“Hay que considerar que el empresario no invierte de a gratis, tiene que ganar en intereses”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com