Gaudiano y Casilda, como frijolitos saltarines

Aunque son más conocidos como ‘chapulines’ de la política, he utilizado la expresión frijolitos saltarines en recuerdo de mi abuelo, que solía entretener su infancia con esos juguetes que rodaban y saltaban de un lado a otro casi sin parar.

Tal parece ser el caso del presidente con licencia, del municipio de Centro, que ha optado por la precandidatura del PRD al gobierno de Tabasco y de la ahora presidenta municipal en funciones, Casilda Ruiz Agustín, que podría dejar de serlo en marzo, ante la posibilidad de ser candidata a diputada local.

A lo que vamos es que a un político se le elige para atender una obligación por un periodo de tiempo determinado, ya sea como alcalde, regidor, síndico, diputado u otro cargo, pero en México y Tabasco están mal acostumbrados a dejar tirado un trabajo para ir en busca de otro, sin importar las consecuencias para la población.

Aún si las condiciones de la entidad en su conjunto y los municipios, en lo particular, fueran inmejorables, sería cuestionable abandonar una posición antes de concluir su mandato. Incluso lo hacen sin arriesgar nada pues ni siquiera renuncian o piden licencia definitiva, sino que lo hacen de manera temporal por si acaso les falla la jugada, poder regresar al cargo.

Los habitantes de Centro con su cabecera municipal, Villahermosa, merecen un gobierno estable y responsable de la administración de los recursos públicos, de la seguridad de las familias y no de políticos aventureros que dejen las cosas a medias.

Recuerden que quienes no son capaces de cumplir en lo poco, tampoco lo son en lo mucho.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com